CALIDAD EN GOTAS



domingo, 20 de febrero de 2011

QUALITYPS Nº 32

EVALUACIÓN DEL DESEMPEÑO Y RECOMPENSAS

o Ninguna organización funciona sin objetivos claros, ambiciosos y mensurables. Es necesario entonces que la Organización comunique eficazmente sus objetivos empresariales y apoye a sus empleados para que comprendan cómo las responsabilidades de sus cargos contribuyen al logro de estos objetivos.

o Para llegar a la cima, la empresa tiene que ser capaz de lograr la alineación de sus objetivos con los objetivos de sus trabajadores. Revisar constantemente la actuación permite realizar ajustes para asegurar que las responsabilidades y tareas estén alineadas con las metas y los objetivos de la Organización.

o La evaluación del desempeño es el proceso mediante el cual la empresa se asegura que el empleado va por un buen camino, sin embargo, para que tenga el impacto deseado, debe realizarse con sumo cuidado, tomando en cuenta no solo los indicadores de desempeño, sino las condiciones del entorno y los recursos disponibles, ya que pueden estar ocurriendo circunstancias que lleven a la desmotivación o a la injusticia a la hora de realizar la evaluación.

o El establecimiento de estándares de desempeño merece una atención considerable por las implicaciones que tiene la evaluación del desempeño de los recursos humanos. Estos estándares se definen asociando las habilidades del empleado y las exigencias de las actividades que desempeña. Estas exigencias vienen dadas por el nivel requerido por el cargo y por los requisitos de los clientes tanto internos como externos.

o La evaluación del desempeño no debería realizarse de forma aislada. Deberían considerarse los factores que influyen en la capacidad del empleado para tener un buen desempeño tales como la calidad en la supervisión, el ambiente de trabajo, los procedimientos y los recursos materiales con que cuenta. Visto de esta manera, es vital para los sistemas organizacionales la forma cómo se miden los resultados de las actividades pero sobre todo, la capacidad de los recursos disponibles y el entorno de trabajo.


o Estableciendo claramente los tipos de recompensas y vinculándolos a comportamientos específicos, las empresas pueden afectar positivamente el desempeño de su personal. En las empresas con posiciones emprendedoras los gestores deben ser claros acerca del funcionamiento del Sistema de Remuneraciones y explicar con claridad toda la variedad de recompensas disponibles.

o Los sistemas de remuneración por el desempeño deben establecerse de manera tal que midan aquello que se supone debe medirse. Cuando se fije como una norma el trabajo en equipo, deberían crearse medidas del desempeño para evaluar el éxito del equipo, y la contribución individual del empleado.

o Además de implantar sistemas formales de recompensas monetarias por las mejoras en el desempeño, la Organización también debería crear sistemas de recompensas intrínsecas de acuerdo a la cultura imperante en la Organización. En ese sentido es preciso identificar cuáles formas de actuar le dan a los empleados el sentido de pertenencia, algo superior, como rituales o rutinas que tengan impacto positivo en su comportamiento.

o La Organización debe tomar en cuenta en su sistema de recompensas aquellas que sean no monetarias, incluyendo oportunidades de carrera, actividades que desafíen y permitan demostrar las competencias del empleado, actividades sociales y deportivas en horas libres, entre otras. Todo esto contribuirá a un mejor desempeño sin representar grandes erogaciones por la Empresa.

o Cuando existan grandes diferencias en las remuneraciones de un grupo, debe exponerse el motivo de las mismas. Si el desempeño de un empleado no es satisfactorio, debería recibir mayor formación o ser transferido a un área donde sus funciones y responsabilidades se adapten mejor a sus competencias.

o RECOPILADO POR: José Manuel Sarmiento M.
o Diciembre 2010

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada